Embarazadas ejercicio scaled - ENTRENAMIENTO PARA EMBARAZADAS

entrenamiento para EMBARAZADAS Y POST EMBARAZO

Beneficios del ejercicio para las embarazadas

"El embarazo no es una enfermedad.
Si no hay complicaciones y todo se desarrolla con normalidad, no requiere mayor reposo del habitual".

 

  • Mejora de la capacidad cardiopulmonar.
  • Mejora de la fuerza y tono muscular.
  • Mejora de la flexibilidad.
  • Controla el aumento excesivo de peso.
  • Previene las lumbalgias.
  • Regula la tensión arterial.
  • Previene la diabetes gestacional.
  • Reduce las cesáreas.
  • Mejora el estreñimiento.
  • Mejora los aspectos psicológicos como la ansiedad.

 

Mujer embarazada

Entrenamiento y ejercicio físico en el embarazo

El ejercicio físico realizado de forma controlada es como una terapia que ayuda a las mujeres embarazadas a mejorar su estado físico y a disminuir las posibles molestias de la sobrecarga durante la gestación.

Durante el embarazo se producen muchos cambios morfológicos y fisiológicos en el cuerpo de las mujeres embarazadas:

  • Aumento de peso: por el propio feto, la placenta, líquido amniótico, útero, mamas, líquido extracelular…
  • Aumento del volumen abdominal, que provoca que ciertos órganos internos se desplacen.
  • Cambios en el centro de gravedad y en la forma de caminar, provocando una marcada hiperlordosis y la posible aparición de lumbalgias. Los pies separados aumenta la movilidad de las articulaciones de la cadera y de la sínfisis del publis (lo que provoca dolor en la zona).
  • Aumento del gasto cardíaco y del volumen sanguíneo. La frecuencia cardiaca aumenta en unos 15 latidos.
  • Aumento de la ventilación pulmonar.
  • Disminución de la tensión arterial (en el primer y segundo trimestre).
  • Aumento del metabolismo basal.
  • Mayor laxitud de ligamentos pélvicos que influye en la aparición de esguinces en el resto de articulaciones.   

Aunque el entrenamiento y hacer ejercicio físico siempre entraña ciertos riesgos para cualquier persona, lógicamente también en el caso de las mujeres embarazadas, podemos concluir que la práctica regular de actividad física (regulada y controlada por un médico) a una intensidad moderada (en entrenamientos individualizados) producen muchos grandes beneficios para la embarazada y el feto.

En INGUZ siempre planificaremos entrenamientos en función del trimestre de gestación y siguiendo las prescripciones de los profesionales médicos teniendo especial cuidado en casos como la hipertensión arterial, rotura prematura de membranas, mujeres con abortos habituales, hemorragia vaginal, placenta o vasos previos, antecedentes de partos prematuros, obesidad mórbida, asma bronquial…

Entrenamiento y ejercicio físico en el posparto

Los cambios morfológicos y fisiológicos que aparecen durante el embarazo pueden perdurar hasta un mes después del parto.

Se recomienda reanudar la actividad física de forma progresiva a las 2-3 semanas pos parto con ejercicios sin grandes impactos, pesos livianos y evitando grandes cambios posturales.

A partir de las 10-12 semanas se podrá recuperar una actividad deportiva y física similar a la existente previamente al embarazo, aunque siempre bajo supervisión médica. 

¿Qué beneficios tiene comenzar el entrenamiento y la actividad física tras el parto?   

  • Recuperación de la tonicidad muscular.
  • Reducción de la grasa corporal.
  • Prevención de lumbalgias.
  • Mejorar la postura corporal.
  • Mejorar  la autoestima.